LOS NIÑOS Y EL TRILINGÜISMO

El trilingüismo precoz

"El desarrollo más importante en un niño, se sitúa antes de los seis años". (Dr. Fitzhugh Dodson)

Incluso para los niños más pequeños, la adquisición de dos o tres idiomas, es más fácil que el aprendizaje de una sola lengua. No es necesario disponer de la traducción o la enseñanza como lengua extranjera, se adquiere de forma espontánea hasta la edad de 6 o 7 años si el niño está inmerso en un entorno donde se hablan otros idiomas.

Además, cuanto antes aprenda un niño un lenguaje a edad temprana, menos acento tendrá * (estudio de C.Hagège en 1996).

También existe pontencial en cada niño para la percepción natural de las estructuras gramáticales." Los niños poseen la habilidad natural de percibir la gramática como una parte integral del lenguaje. Por este mismo principio el niño asimila el mundo exterior gracias a los sentimientos, emociones, inteligencia y todo su ser".

El adulto basa su aprendizaje en la reflexión: va a "imitar" la segunda lengua en base a su lengua materna, porque no puede desprenderse de los conocimientos ya adquiridos.

El niño va a aprender la lengua extranjera de la misma manera que su lengua materna, la construcción de dos sistemas lingüísticos diferentes: APRENDER A HABLAR HABLANDO.

Experimenta y forja progresivamente la gramática, y la sintaxis durante la práctica cotidiana.

El adulto es incapaz por sí solo, de romper con "su" gramática primaria. Va a pensar primero en las reglas gramaticales y sólo después va a intentar a hablar.

El adulto tiene una sensación compleja, se siente inhibido, tiene miedo al ridículo y le es a menudo difícil hablar un idioma extranjero. El niño, por el contrario no conoce el miedo.

1. El Trilingüismo en P'titCREF

El aprendizaje debe ser de una manera natural y divertida.Este es uno de los principales fundamentos de la pedagogía P'titCREF.

El niño debe primero aprender a amar los sonidos de la lengua, a su maestro, y a la nueva cultura, interpretando el nuevo idioma aprendido. No enseñamos listas de palabras de una manera estéril a un niño porque necesita cosas concretas, se debe crear un contexto.

El niño aprende a hablar, pero ante todo escuchando y jugando.Sobre esta base, el P'titCREF ha desarrollado métodos para que el aprendizaje de lenguas extranjeras se realice de forma natural, en situaciones de la vida real.

¿Todos los niños pueden aprender tres idiomas?

Nunca hay problemas reales con la aparición de nueva(s) lengua(s) en los niños.

Un problema lingüístico, sea el que sea, con mayor frecuencia conlleva otro problema interno. Cristaliza una situación difícil inminente detrás del bilingüismo o trilingüismo.

Un problema con uno de los padres (algunas veces en parejas mixtas): nostalgia, falta de atención, falta de interés en el idioma de la pareja.

Otro problema característico: el lenguaje suele ser el idioma de la emoción. A veces los padres eligen un idioma para regañar y la lengua materna como medio de comunicación cotidiana: El niño identifica al idioma con el que se le regaña como lengua de agresión, y la lengua materna como seguridad emocional.

También es fundamental no forzar al niño a hablar otro idioma. Esto es un error común de muchos padres.

El verdadero peligro es convertir el aprendizaje de un idioma en una "obligación" (también sucede a menudo en los adolescentes y adultos).

Es muy común que los padres traten de hablar con sus hijos en una segunda lengua que no es la materna. El niño por lo general les dirá: habláme en X ( su idioma nativo), no me hables en Y( segunda lengua). Esto es bastante normal. Es importante desde el principio asociar un lenguaje con una persona. El niño hablará sin embargo con agrado a sus muñecas, su profesor o compañeros extranjeros de manera totalemente natural.

No hay que olvidar también que estos niños son todavía jóvenes, y si no hablan todos estos idiomas a los cuatro años, de todas maneras están asimilando dichas lenguas y las hablarán con cinco o seis años, ¡ Cuando ellos decidan hacerlo !

3. Otras preguntas más frecuentes de los padres

Ejemplo 1: negativa a hablar una lengua extranjera

María, madre de Piotr tres años: "Él rechaza a menudo que yo hable un idioma extranjero. Él me dice: "Mamá, habla ruso".

La opinión de la psicóloga P'titCREF:

Como hemos visto, los niños asocian de manera muy emocional una lengua a una persona. El idioma Y en boca de mamá llega de forma incongruente, el niño no entiende, no es la lengua materna de mamá.

La etapa de aprendizaje está sin duda todavía en etapa primitiva, sigue siendo por el momento asociado con algunas personas específicas.

Ejemplo 2: mezcla de idiomas

Zoe, de 4 años de madre francesa y padre ruso, que vive en Rusia, siempre decía: "Ya juega" (ya=I)

En este caso, el niño no rechaza la segunda lengua.

La opinión de la psicóloga del P'titCREF:

El hecho de mezclar idiomas es un proceso de por sí bastante normal. Esto no denota ningún problema en particular. El niño (como un adulto que habla dos o tres idiomas) tiene a su disposición varias herramientas lingüísticas. Por lo tanto, se utiliza un instrumento espontáneo que es más sencillo.

El niño poco a poco "ordena" y ya no mezcla los idiomas. En circunstancias normales, cualquier niño puede aprender con éxito dos (o tres) idiomas y dos (o tres) culturas diferentes. Pueden surgir dificultades solamente por la razón del bilingüismo o del aprendizaje de una lengua extranjera (circunstancias personales).

El papel del profesor y el método en este caso son factores esenciales, ya que son ellos los que llevarán la nueva lengua y cultura. Nos aseguramos en el PtitCREF de capacitar a nuestros maestros en este aspecto particular del trilingüismo y proporcionar a los niños divertidas e interesantes actividades (celebración de las fiestas tradicionales de los países estudiados, juegos importados, etc.) que susciten en ellos el deseo de hablar este idioma, e ir a este país para descubrir más.

Яндекс.Метрика